domingo, julio 22, 2007

Viaje al mar Caspio

Fin de semana en Teherán. ¿Que hacer? pues lo mejor que puedes hacer, irte de la ciudad :D. Primer viaje con Ali Reza destino al norte del país, a la orilla del mar Caspio. Con todo el rollo del recorte de la gasolina y tal el pobre ya se ha quedado sin gasolina para este mes. Mejor, así podemos ir en autobus, pensé embriagado por esa idea de europeismo basada en utilizar el transporte público todo lo que puedas. Fuimos a la Estación Oeste de autobuses, allí cogimos un billete hacia Chalous.

Estación Oeste de autobuses

Autobús de lo mas moderno con mezquita al fondo. Este iba destino a Ankara y Estambul, dos dias de viaje en ese autobus, yo me muero. Menos mal que la mayoria de autobuses son de hace tan solo unos 10 o 15 años.

45000 riales, menos de 4 €uros y 6 horas de bus, por muy barato que sea se va a montar otra vez en bus su padre. En linea recta está a unos 60 kilómetros pero son 60 kilómetros de cordillera montañosa en la cual se encuentra el monte mas alto de todo Irán, el volcán Darmavand de 5.600 metros, vamos una odisea.

Carreteras en el norte, los coches de la izquierda estaban circulando por el arcén no penseis que estaban parados.

Llegamos de noche con lo que no me dió mucho tiempo a ver el panorama, lo unico si se oia mucho ruido de insectos y parecia que habia bastante vegetación. Al dia siguiente me encontré con que estabamos en medio de una selva tropical, flipante. Todo lleno de árboles, vegetación y animales por todos lados.

Vista desde la terraza de la casa

Así están las calles de vegetación

Esa misma mañana fuimos al telecabina para subir a las montañas, la vista desde alli era flipante, después de pasar todo el mediodia y parte de la tarde alli fuimos a comprar algo para comer y Ali Reza preparó comida típica del norte de Irán, nada que ver con el tan repetitivo Kebab, riquisimo todo, cordero con una salsa de berengena y tomate con unos noodles iranies y ensalada de frutas de postre. Ese dia pronto a la cama que hay que descansar, dormí casi 11 horas, que maravilla, en Teherán no se duerme muy bien, igual por la polución.

Vista del telecabina, entre lo nuevo que era y los arboles que habia parecia que estabas en Suiza oye.

Al dia siguiente el plan era recorrernos con taxi publico toda la costa desde Chalús hasta Rasht, luego pensabamos coger otro desde Rasht hasta Qasvin y así pasar toda la cordillera otra vez y luego de Qasvin a Teherán en tren. Al final nos dió la pereza y desde Rasht cogimos un avión de vuelta, así como el que coge un autobús, 190.000 riales, unos 16 €uros y en una horita estabamos en Teherán. La proxima vez intentaré coger los billetes antes de que se agoten y me iré en avión. El transporte aéreo de Irán está super bien montado, cada 120 ó 150 km hay un aeropuerto con conexiones casi diarias con la capital, ademas baratisimo, eso si no mires la calidad de los aviones que igual te asustas.

El finde que viene a Baku en Azerbaijan, pero aun estoy esperando a salir de la lista de espera del vuelo de vuelta, sino me tendré que quedar en Teherán, snif snif.

Fotos

Playas en el norte, muchas partes estaban llena de basura, esta gente es una guarra.


Hay un montón de rios como este que vienen de las montañas a desembocar al mar


Yo en la playa lo que estoy pisando son conchas, estaba toda la playa así


Ali Reza en pleno contacto con la naturaleza con una serpiente de agua


Torres con la montaña y las nubes de fondo.



Una mujer conductora de autobuses, en Irán, sisi.


La calle principal de una de las ciudades por las que pasamos.


Centro comercial iraní, lo que se vé super cuidado y lujoso, lo que no se vé, en este caso el techo, hecho de chapa ondulada, ver parte superior del edificio, detrás de la fachada.


Uno de los hoteles mas lujosos antes de la revolución, ahora en un proceso de "modernización" lo terminaron de arruinar


Un esturión pequeñito, pueden medir hasta tres metros, madre que miedo, parece un tiburón.

Plantaciones de arroz, todo el norte está asi, que bonito,ejeje.

Mas Fotos

1 comentario:

Marta dijo...

Hola compañero, veo que estás aprovechando a tope.
Está genial conocer gente local que además quiera compartir contigo su país, pero qué miedo la serpiente, no?
Un fuerte abrazo desde Saigon!
M